Buenasiembra

Contactar: en Cap. Fed.
(Bs. As.- Argentina)

Con La Sra. Martha  Magnin, herbolaria,

TEL (5411) 4922-8873 de 11 a 20 hs

o Celular :

11-59367728
11-31412844

Mail:buenasiembra@yahoo.com.ar


 

ESCUCHAR RADIO


El Café: un Aliado para la Salud de tu Hígado, y más...

El consumo de café nos protege frente al cáncer de hígado

Además de potenciar la memoria a corto plazo si lo tomamos a primera hora de la mañana, el café puede potenciar la regeneración hepática y es rico en flavonoides y antioxidantes

Nos encanta el café. Es medicina para las mañanas y una inyección de energía para nuestro ánimo y organismo.
Ahora bien…

¿Sabías que la cafeína actúa además como un excelente protector de nuestro hígado?

Hemos de tener en cuenta que las dolencias hepáticas parecen ser cada vez más comunes. Una mala alimentación o unos hábitos incorrectos de vida suelen traernos consecuencias.

De ahí que siempre sean positivas noticias como esta: consumir entre una y dos tazas de café al día nos protegen frente al cáncer de hígado.

Estamos seguros de que esta información te va a ser útil.

Es posible que leas este tipo de noticias con algo de escepticismo. Y más aún, que comentes aquello de que “conoces personas que bebían mucho café y que han fallecido de cáncer de hígado”.

Bien, como en todo en esta vida hay que ver las cosas con objetividad y equilibrio:

El café por sí solo no va a evitar que suframos al 100% enfermedades hepáticas: es un protector.

El mantener una vida saludable, cuidar de nuestra alimentación, hacer ejercicio y evitar el consumo de alcohol y el hábito del tabaco, ya van a hacer mucho para protegernos de este tipo de enfermedades hepáticas.

El café debe tomarse con moderación y equilibrio. Dos tazas al día son la medida más saludable para optimizar nuestras funciones básicas. “No se trata de beber mucho para potenciar así sus virtudes”.

Por otro lado, también cabe señalar que hasta no hace mucho se recomendaba evitar el consumo del café porque se pensaba que era más perjudicial que saludable. No obstante, en los últimos años son muchos los estudios que se han realizado apoyando sus beneficios para estas dolencias:

   
El café nos protege frente a la enfermedad de Alzheimer.
   
Es un buen protector frente al párkinson.

Según un estudio llevado a cabo por la Universidad de Harvard, dos tazas al día de café nos ayudan a prevenir la diabetes tipo 2.

Veamos ahora de qué manera favorece la prevención del cáncer de hígado.


El café es un antiinflamatorio hepático

El estudio que avala esta información fue publicado en la revista “Medical News Today“, y se realizó en la sede del “World Cancer Research Fund International” de Londres. Según los científicos, la acción más interesante del café es la de actuar como antiinflamatorio.

El café actúa sobre unos genes que propician la inflamación de las células hepáticas.
   
Las personas que consumen cada día entre 1 y 2 tazas de café pueden potenciar la regeneración hepática. Es decir, podemos sanar las células inflamadas, y reducir la incidencia de grasas en este órgano tan importante.

El poder de los antioxidantes en el café

Un dato curioso sobre el café es que los antioxidantes presentes en su composición, lejos de descomponerse permanecen activos.

Ácidos del café como los clorogénicos, el cafeico, o el ferúlico actúan como poderosos protectores de las funciones hepáticas.
   
Estos antioxidantes presentes en el café permanecen activos durante más de 8 horas.
Según un estudio publicado en la revista “Clinical Gastroenterology and Hepatology“, el consumo regular de café nos puede ayudar hasta en un 40%  de padecer carcinoma hepatocelular (HCC), que es el tipo más común de cáncer de hígado.
   
Los expertos nos indican que si hay una razón importante por la que el café actúa como un buen protector frente al cáncer de hígado, es por su capacidad para reducir el riesgo de diabetes.


El café nos protege también del riesgo de fibrosis hepática

Otro dato interesante publicado en la revista “Hapatology” es la capacidad del café para luchar contra la acumulación de tejido conectivo que origina la fibrosis.

Faltan más datos para poder ofrecer estrategias más adecuadas sobre la cantidad diaria que sería necesaria para ver resultados satisfactorios según el tipo de paciente, pero queda claro que el café es incluso beneficioso para personas que sufran enfermedades hepáticas crónicas.

Diabetes

Te lo hemos señalado al inicio: Consumir café de forma regular nos ayuda a prevenir la diabetes tipo 2, así como algunos tipos de cáncer que están relacionados con la obesidad y los problemas con la insulina y los estrógenos.

No dudes en mantener una dieta adecuada y equilibrada, donde no falten tus dos tazas diarias de café.
Dos tazas al día cuidan de tu corazón

Siempre ha existido controversia acerca de si el café era podría ser el causante de problemas cardíacos.
Sabemos que eleva la tensión, pero la clave, como siempre, está en consumirlo con moderación.


El café es una fuente natural de antioxidantes y flavonoides, con lo cual, favorece de un modo muy positivo la salud de nuestras arterias coronarias.

   
El consumo regular y prudente del café reduce las posibilidades de sufrir un infarto de miocardio. Los resultados han sido publicados en la revista “British Medical Journal”.
   
Tomar dos tazas de café al día cuida de la salud de los vasos sanguíneos.

   

El café potencia tu memoria

Tal y como hemos señalado, el café supone una pequeña ayuda ante enfermedades como el alzhéimer o el párkinson. No obstante, existe otro dato que te gustará:

Según una investigación publicada en la revista «Nature Neuroscience» esa primera taza que nos tomamos por la mañana nos ayuda a potenciar la memoria a corto plazo.

Es decir, te permitirá recordar cosas sencillas del día, como dónde has dejado las llaves, o esa cita que tienes al acabar el trabajo, por ejemplo. fuente

MAS INFO: http://buenasiembra.blogspot.com.ar/2013/12/el-cafe-verde-es-bajo-en-cafeina-y-no.html


Buenasiembra | 2001-2009 | Quienes Somos | Contactenos

Valid XHTML 1.0 Transitional